Sidebar Header

Sidebar Header

Dieta para hipertension

En caso de hipertensión.
Caldo protector.
Esta receta está especialmente indicada para la hipertensión. Las verduras que contiene son alcalinizantes, lo que favorece la eliminación de las sustancias de desecho que se encuentran en la sangre, y diuréticas, por lo que ayudan a disminuir la tensión sanguínea. Por su parte, las hojas de olivo tienen un efecto vasodilatador que mejora la circulación y el ritmo cardiaco.
Ingredientes (para 1 persona):
• 11 de agua.
• 2 dientes de ajo aplastados.
• 1/2 cebolla.
• 3 ramas de apio o 150 g de calabaza.
• 1 ramita de perejil.
• Varias hojas de olivo.
Preparación:
Introducir todos los ingredientes en 11 de agua y dejar hervir durante 30 minutos. Se puede añadir un chorrito de aceite de oliva, pero es importante no salar el caldo. El perejil y el apio ya le dan cierto sabor.
Uso:
Se puede consumir el caldo a lo largo de todo el día.

admin | Cuidado del corazon,Dieta para el colesterol | Sábado, 29 enero 2011
Etiquetas: ,

Factores de riesgo del corazon

Factores de riesgo.
Ateroesclerosis: este trastorno está provocado por la obstrucción de las arterias coronarias, uno de los vasos sanguíneos más importantes del corazón. Dicha obstrucción se produce, en gran parte, por la acumulación en sus paredes de sustancias derivadas del colesterol. Como consecuencia de ello, progresivamente la arteria se va estrechando, lo que dificulta que la sangre llegue al corazón y le priva de su principal nutriente, el oxígeno.
Este déficit de oxígeno puede provocar una angina de pecho o, si falta demasiado oxígeno en una parte del tejido cardiaco y éste muere, un infarto.
Arteriesclerosis: este trastorno afecta, en principio, a todas las arterias del organismo y se origina por el envejecimiento de los vasos sanguíneos.

admin | Cuidado del corazon | Viernes, 28 enero 2011
Etiquetas: ,

Cuidados con el corazon

Cuestión de hábitos:
Se dice que quien mueve las piernas mueve el corazón. Realizar ejercicio físico activa el corazón y elimina grasas, con lo que disminuímos la posibilidad de que se obstruyan las arterias. Aunque ten en cuenta que las personas que padecen enfermedades coronarias deben evitar el sobreesfuerzo físico. Se recomienda el ejercicio regular, pero moderado.
Evita las situaciones de estrés: la tensión y la hiperactividad nerviosa aumentan la frecuencia cardiaca, la presión arterial y la demanda de oxígeno del corazón, lo que incrementa el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares
Fumares perjudicial para la salud, sobre todo la del corazón. El tabaco contiene radicales libres, cuya presencia daña las arterias y favorece el desarrollo de trombos. Además, la nicotina aumenta la presión sanguínea.
Quien mueve las piernas mueve el corazon.
Hacer ejercicio disminuye la posibilidad de que se obstruyan las arterias.

admin | Cuidado del corazon | Jueves, 27 enero 2011
Etiquetas: ,

Dieta para el corazon

La dieta más saludable.
Para mantener el corazón en forma nada mejor que una dieta rica en frutas y verduras, que incluya también pescado azul y legumbres. En cambio, evita los alimentos ricos en grasas ya que su consumo aumenta los niveles de colesterol, y es también la causa de la obesidad, ya que los alimentos grasos contienen más del doble de calorías que los hidratos de carbono y las proteínas.
Recomendados:
Alimentos ricos en vitamina B6 (sardinas, salmón, plátanos o pan) y vitamina B12 (lácteos, huevos, atún y salmón).
Alimentos con un alto contenido en ácido fólico (escarolas, endivias y espinacas).
Ácidos grasos omega-3, ya que evitan la formación de trombos (coágulos de sangre en los vasos sanguíneos). Las nueces y el pescado azul son una buena fuente de estos ácidos grasos.
Alimentos que contengan antioxidantes para contrarrestar el efecto de los radicales libres: las espinacas, la col, las judías verdes, el pimiento y la remolacha y, entre las frutas, la uva, la ciruela, el kiwi y el pomelo.
Debe evitar:
Grasas saturadas (fritos, carnes grasas, quesos grasos).
Azúcares refinados.
Sal, contiene un 40% de sodio, que eleva la presión arterial.
Excitantes como el café o el té.
Alcohol.
El arroz:
Los países que tienen como base de su alimentación el arroz (Corea o Japón por ejemplo) sufren menos enfermedades cardiovasculares. Esto se debe a una alimentación pobre en grasas y a que el arroz es un cereal que tiene la virtud de conservar las “arterias jóvenes”.

admin | Cuidado del corazon,Dieta para el colesterol | Miércoles, 26 enero 2011
Etiquetas: ,

El cuidado del corazon

Lo más importante.
Aparte de los factores genéticos y ambientales, nuestro estilo de vida juega un papel decisivo en la salud de nuestro corazón. Hacer ejercicio y dejar de fumar te ayudarán a mantener tu corazón sano. También es importante cuidar la alimentación; llevar una dieta pobre en grasas contribuye a prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares y a evitar los kilos de más. Ten en cuenta que en las personas con sobrepeso el corazón debe trabajar más para mantener un flujo sanguíneo adecuado.
En las personas con sobrepeso el corazón debe trabajar más para mantener un flujo sanguíneo adecuado.

admin | Cuidado del corazon | Martes, 25 enero 2011
Etiquetas: ,

Como cuidar el corazon

Cuidados para un corazon sano.
Diversos factores influyen en la salud de las arterias, pero la dieta y el ejercicio son decisivos a la hora de prevenir enfermedades cardiovasculares.
El corazón se ha convertido en un músculo especialmente vulnerable. En los últimos años, las enfermedades cardiovasculares han pasado a ser una de las principales causas de mortalidad en las sociedades industrializadas. Son muchos los factores, tanto de tipo genético como ambientales, que influyen en el estado del corazón y de las arterias.
Cómo funciona.
Como ya sabemos, la importancia de este músculo radica en que es el encargado de bombear la sangre a través de los vasos sanguíneos hacia todo el organismo. Este órgano del tamaño de un puño y situado ligeramente a la izquierda del centro del pecho, se divide en dos partes. La mitad derecha recibe la sangre del organismo y se encarga de enviarla a los pulmones para que se oxigene. Una vez oxigenada, la sangre va a la parte izquierda del corazón, donde será impulsada hacia el resto de nuestro cuerpo. Este mecanismo se repite con cada latido, cuya frecuencia media en los adultos es de 70 pulsaciones por minuto, aunque aumenta en determinadas circunstancias, como cuando practicamos ejercicio o en situaciones de estrés.

admin | Ansiedad y estres,Cuidado del corazon | Lunes, 24 enero 2011
Etiquetas: ,