Sidebar Header

Sidebar Header

Parasitos en mascotas

Pero no sólo existe la manera de combatir la dirofilariasis; también hay un modo de prevenir a esta enfermedad que, generalmente, está presente en áreas ribereñas en general. La medica ción profiláctica, que puede comenzar a administrarse entre las 6 y 8 semanas de vida del cachorro, se le administra a la mascota antes de viajar a una zona que, presumiblemente, esté afectada de Dirofilaria. Para prevenir la enfermedad del gusano del corazón, hay tabletas masticables con sabor a carne cuyo efecto dura un mes.
Esta enfermedad cardíaca del perro es posible detectarla a través de radiografías de tórax . Otro método muy moderno para el diagnóstico rápido y seguro de la enfermedad se basa en un kit para realizar un test similar al que se utiliza para confirmar dudas de embarazo en las mujeres. A través de una muestra de sangre, un resultado positivo permite llevar a cabo una terapia adecuada en los peños infectados antes de que aparezcan los graves problemas cardiovasculares. Cuando la cantidad de parásitos es abundante, también es posible observarlas en la muestra de sangre a través del microscopio. En cualquier caso, cuando el animal presente signos de estar hospedando parásitos, el dueño no debe administrarle cualquiera por cuenta propia sin la indicación del veterinario porque no todos los productos sirven para combatir lodo tipo de “bichos”.
Por último, es importante recordar que tanto el tema de las pulgas como el de los parásitos no debe obsesionar al dueño de un perro, que no debe molestarlo permanentemente estándole encima para revisarlo. Pero sí debe ser un aspecto a tener en cuenta “en su justa medida”, es decir, seguir los pasos recomendados en esta nota. Ni más ni menos, por el bien de su perro.

admin | Mascotas,Parasitos caninos | Domingo, 22 mayo 2011
Etiquetas: ,

Enfermedades de las mascotas

Otro tipo de parásitos son los denominados cestodes, los llamados comunmente gusanos o lombrices chatas, como la tenia, que en el humano es la sagia esta clase de parásitos? Precisamente, a través de pulgas infectadas.
Directo al corazón
Una clase de parásitos que pueden resultar mortales son los llamados gusanos del corazón o Dlrofilaria, que se transmiten a través de insectos vectores que hayan picado a perros infectados.
Esto a la mascota le produce picazón pe-rianal, motivo por el cual, en estas situaciones, suele arrastrar el ano para rascarse o a mordisquear la zona provocando lastimaduras. ¿De qué manera se conta Los parásitos van por la sangre hasta llegar al corazón, donde se forman los gusanos adultos que alcanzan a medir de 15 a 30 centímetros de longitud. Y la presencia del parásito en la arteria pulmonar y el ventrículo derecho provoca una insuficiencia cardíaca.
Dado que esta enfermedad afecta al corazón y a los pulmones, produce tos y problemas respiratorios. En la dolencia clínica aguda, los animales severamente comprometidos pueden presentar un cuadro gravísimo y el tratamiento debe ser inmediato.
Todas las parasitosis, externas e internas, pueden curarse con el tratamiento adecuado.

admin | Mascotas,Parasitos caninos | Sábado, 21 mayo 2011
Etiquetas:

Cuidado de la mascota

El modo de confirmar si la mascota tiene parásitos es mediante un examen coproparasitológico (de materia fecal). Una vez que se conoce el tipo de parásitos que alberga el perro, se administran los comprimidos indicados para esa clase la desparasitación, y la medida se repite cada 6 meses. Hay ciertos medicamentos que tienen la ventaja de la doble acción: actúan como preventivo y como curativo a la vez.
En las hembras, es importante realizar el tratamiento antes y después del parto, para evitar que puedan transmitir la enfermedad a sus cachorros. Muchas veces, ellas son portadoras de parásitos que no y no manifiestan síntomas porque permanecen enquistados, pero los transmiten a los cachorros. En el caso de contar con más de un ejemplar de perros, es conveniente desparasitar a todos los que estén conviviendo para que la medida sea efectiva. Entre las parasitosis intestinales, el Ancylostoma caninum y el Ancylostoma brazüiense son considerados los más patogénicos del intestino delgado en los perros. Habitualmente, se encuentran en cachorros que han sido infectados con la transmisión a través de la placenta y la leche materna, es decir, que los cachorros pueden nacer infectados previamente. En cuadros muy agudos, el cachorro debe ser medicado en forma urgente porque, de lo contrario, corre riesgo su vida.
En el caso del Toxocara canis y la Toxascaris leonina, es muy común que los animales se contagien al consumir comida o agua que contengan huevos de estos parásitos; pero también las larvas pueden ser transmitidas al cachorro a través de la placenta de la madre. Por este motivo, posteriormente al nacigia esta clase de parásitos? Precisamente, a través de pulgas infectadas.

admin | Mascotas,Parasitos caninos | Viernes, 20 mayo 2011
Etiquetas: ,

Parasitos caninos

Un parásito letal.
La haemobartonelosis canina y felina es una enfermedad causada por un parásito sanguíneo que es trasmitido a través de vectores como pulgas, garrapatas y mosquitos. Luego de picar a un animal infectado, le trasmiten el microrganísmo a otro animal, a través de una picadura posterior, y éste se multiplica en la sangre, se adhiere a la superficie de los glóbulos rojos y provoca su ruptura con la consiguiente anemia, a veces sobreaguda que provoca síntomas que pueden ser verdaderamente fulminantes. Se trata de anemias severas, que se manifiestan desde un simple decaimiento e inapetencia, inactividad o exceso de sueño, hasta una casi parálisis. Las mucosas de la boca y los ojos se ven muy pálidas, hasta a veces amarillas (ictéricas), por la destrucción masiva de glóbulos rojos y, a veces, presentan alta temperatura.También pueden llegar a niveles tan bajos de glóbulos (casi incompatibles con la vida) que requieren transfusiones sanguíneas. Lo que llama la atención es que el animal está bien y de repente, de un día para otro, muestra estos signos. De no ser detectado a tiempo, y según la respuesta orgánica propia de cada animal, la enfermedad puede ser mortal. En la población felina es mucho más frecuente que en la canina, al menos en Buenos Aires. Ante la sospecha de la enfermedad, hay que consultar de inmediato con el veterinario y es fundamental el control de los vectores, básicamente de pulgas.

admin | Parasitos caninos | Martes, 23 febrero 2010
Etiquetas: , , ,